updated 1:06 AM CET, Dec 11, 2016

Liberados 800 atunes rojos por submarinistas de Sea Shepherd

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

submarinista de Sea Shepherd corta red atún

Cinco activistas cortaron las redes de una jaula de transporte

La escaramuza fue contra dos cerqueros, uno italiano y otro maltés, frente a las costa de Libia

submarinista de Sea Shepherd corta red atún
Sea Shepherd informa en un comunicado en su página web el jueves,  de un enfrentamiento entre su buque insignia Steve Irvin y dos cerqueros de atún rojo, uno italiano y otro maltés, siendo liberados por los activistas cerca de 800 atunes que habían sido capturados por pescadores ilegales, según la organización conservacionista.

Un helicóptero de reconocimiento de la organización encontró la mañana del jueves a dos buques pesqueros. Uno de ellos estaba ocupado en la transferencia de atún rojo a una de las dos redes remolcadas por otro buque.
Los barcos pesqueros de atún rojo se encontraban dentro de las aguas jurisdiccionales libias, a 42 millas de la costa del norte de áfrica. A las 13.00 horas, el Steve Irwin se encontró con el buque italiano Cesare Rustico que remolcaba dos jaulas, una contenía alrededor de 800 peces (la otra estaba vacía).

El Capitán del Cesare Rustico, dijo al ser interrogado "que el atún fue capturado en la mañana del 14 por el buque libio Tagreft. Cuando les respondieron que el número de atún en la jaula superaba la cuota para el Tagreft, el capitán dijo que en la jaula también se incluían el atún de otros siete cerqueros de Libia. Todas las capturas fueron hechas el 14, antes del fin de la fecha legal, según el capitán". Los otros siete cerqueros eran el Khandheel 2, Hanibal, Ozul 2, Almadina, Morina, y el Khaleej Eltahadi, y otro que no tenía nombre.

jaulas de transporte de atunes y buque de Sea Shepherd

El problema con esta explicación fue que Sea Shepherd había observado al Khandheel 2 los días 13 y 14 de junio, y no estaba pescando. Además, las condiciones del tiempo para la pesca durante esos dos días se hicieron prácticamente imposibles. "Las condiciones extremadamente difíciles, junto con la posición de las jaulas a sólo 40 millas de la costa de Libia, cuando deberían haber estado moviendose a 25 millas al día, sugiere que los peces fueron capturados recientemente en los últimos tres días como máximo", según Sea Shepherd.

"Su declaración de que todas las capturas fueron hechas el 14 sonaba a mentira, así que pedimos examinar el pescado para controlar las tallas mínimas. Se nos impidió. Entonces puse la proa de la Steve Irwin en la jaula para poder examinar más a fondo", dice el capitán Paul Watson.

"De pronto, el buque maltés Rosaria Tuna chocó contra el Steve Irwin en el lado de babor y un pescador trató de atacar violentamente con un garfio en un palo largo a la tripulación de Sea Shepherd. La tripulación del Steve Irwin respondió con 8 litros de mantequilla podrida obligando a los buques pesqueros a retirarse.

Steve Irving pone la proa sobre las redes de cerco

A las 15.30 horas, los dos buques de pesca hacian círculos defensivos en torno a sus jaulas y el barco de Sea Shepherd Steve Irwin paró para notificar a la CICAA (Comisión Internacional para la Conservación del Atún Atlántico), de posibles infraciones. Pero no respondieron.

El Jean Charcot, buque de inspección de ICCAT no se aventurará al sur de 33º40'N.

Con dos barcos de pesca y enojados equipos italianos, había riesgos de entrar en el agua para evaluar la captura de atún rojo. Pero si la captura era ilegal, los de Sea Shepherd estaban dispuestos a que sus buzos cortaran las redes y liberar al atún rojo.

"A veces es necesario hacer lo que hay que hacer a pesar de los riesgos. El riesgo de perder el atún rojo como especie es mucho más importante que los riesgos para nuestra propia vida y la libertad", dice Watson.

Por lo que decidieron liberar a los atunes.


A las 16.00 horas, un equipo de buceo de cinco personas entró en una de las dos jaulas que estaba siendo remolcada por el buque pesquero italiano Cesare Rustico.

Mientras que el Steve Irwin mantenía a raya al Cesare Rustico y al buque de apoyo Rosaria Tuna, la tripulación de  Sea Shepherd se zambulló en la red para identificar el tamaño, la edad, y la cantidad de atún rojo en su interior. Una vez que se determinó claramente que la jaula estaba saturada y que un alto porcentaje eran juveniles, los buzos de Sea Shepherd liberaron a 700-800 atunes rojos.

atunes liberados "Un gran porcentaje de los atunes eran juveniles y desde la posición de las jaulas y el hecho de que la pesca de atún rojo en todo el Mediterráneo cerró en la medianoche del 14 de junio, Sea Shepherd está convencido de que esta captura fue realizada después del 14 de junio, por lo que Sea Shepherd tiene el convencimiento de que las  operaciones de estos dos buques eran ilegales".

"La Sea Shepherd Conservation Society no es una organización de protesta. Sea Shepherd es una organización contra la caza furtiva y estos dos cerqueros son cazadores furtivos", manifiesta Paul Watson en su comunicado.

Un camarógrafo de Sea Shepherd filmó la liberación de los peces desde el centro de la jaula y los buceadores confirmaron que todos los 700-800 atunes dentro de la jaula fueron liberados.

"Se dispararon fuera de esa red como caballos de carreras", dijo el camarógrafo canadiense Simon Ager.

Tras liberar el atún rojo, el Steve Irwin se dirigió al norte fuera de las aguas jurisdiccionales de Libia. Los medios de comunicación de Malta informaron de que Libia había enviado barcos de guerra para apresar al Steve Irwin.


Crédito imágenes: Sea Shepherd (Simon Ager - Barbara Veiga)  Enlace: Sea Shepherd Conservation Society