updated 12:27 AM CET, Dec 9, 2016

Espantoso parásito 'alien' aumenta en las zonas de sobrepesca del Mediterráneo

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Ceratothoa italica en la lengua de un pez

El 'Ceratothoa italica' se alimenta de las lenguas de los peces

Poblaciones de mabra del Mediterráneo mucho menos afectadas por la infección en áreas protegidas

Una investigación de la Universidad de Salford ha demostrado que un horrible parásito 'alien' que se alimenta de las lenguas de los peces y luego habita en su boca es más perjudicial en las zonas sometidas a la sobrepesca "depredadora".

El Dr. Stefano Mariani de Salford y sus colegas del University College de Dublín y la Universidad de East Anglia inspeccionaron las poblaciones de mabra (herrera o besugo rayado - Lithognathus mormyrus) en el Mediterráneo y encontraron que aquellos que fueron capturados cerca de una zona protegida de pesca española estaban mucho menos afectados por la infección del Ceratothoa italica que las de áreas de pesca en Italia fuertemente explotadas.

zonas de control de la herrera o mabra

Casi la mitad (47%) de los peces de la zona no protegida se infectaron con el parásito, en comparación con el 30% de las aguas cercanas a las zonas donde la pesca está prohibida.

Ceratothoa italica en la lengua  de un pezMás importante aún, los investigadores encontraron que mientras la infección del parásito retrasa significativamente el crecimiento y el estado del pescado italiano, no tuvo efectos detectables sobre la fisiología de los españoles.

Cariñosamente llamado "Betty" por la Dra. María Maria Sala-Bozano, la especie Ceratothoa italica nada entre los peces en su forma juvenil y entra en la boca a través de las branquias. Entonces un parásito hembra ocupará la posición en la lengua, que casi la sustituye, y se alimentará de la sangre a medida que crece hasta la edad adulta.

A pesar de que el parásito no supone ningún riesgo para los seres humanos, hace reducir el tamaño y la esperanza de vida en los peces.

Los investigadores llegaron a esta conclusión tras comprobar el pescado en dos áreas del Mediterráneo que estaban sujetas a condiciones ambientales muy similares y las poblaciones de peces y parásitos estaban muy estrechamente relacionados genéticamente.

mabra (Lithognathus mormyrus)Sin embargo, con la zona española más protegida de la sobrepesca que la italiana, el informe sugiere que esto es un factor importante en la propagación de la virulencia del parásito.

El Dr. Stefano Mariani de la School of Environment & Life Sciences, dijo: "Esto es una prueba más de que la sobreexplotación por el ser humano de las poblaciones de peces tiene efectos adversos y de largo alcance. Las zonas con deficiente regulación tienen pescados más pequeños, más jóvenes y, como hemos demostrado ahora, infestaciones más grandes de parásitos dañinos.

"Betty es bastante horrible y te recuerda las películas de Alien, pero es un animal muy adaptado y especializado de mucho éxito. Por desgracia, la sobrepesca altera el equilibrio de parásito y huésped e interfiere con el todo el ecosistema.

"Tiene mucho sentido que se establezcan más áreas marinas protegidas para que podamos salvaguardar tanto la cantidad como la calidad del pescado que comemos".

Artículo científico: Impact of a mouth parasite in a marine fish differs between geographical areas