updated 3:47 PM CET, Dec 7, 2016

En Filipinas peligra su riqueza pesquera y biodiversidad marina

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

pesca artesanal en Filipinas

Décadas de sobrepesca, destrucción del hábitat y el cambio climático han diezmado esta riqueza

Científicos, buceadores y amantes del océano por igual todos sabemos que Filipinas, una nación de más de 1.700 islas, es una fuente inagotable de biodiversidad marina. Llena de ricos corales, vibrantes peces y criaturas extremadamente raras como los cachalotes enanos, los científicos definen a esta región como el "epicentro de la biodiversidad marina".

Tiene sentido, entonces, que los filipinos vivan de la generosidad de su agua. El mar no sólo es un recurso económico vital para los filipinos, sino que está profundamente arraigado en su patrimonio cultural y social: El pescado se sirve con cada comida y representa más de la mitad de la fuente de proteína de los filipinos. Filipinas es considerada como una de las mejores naciones pesqueras de todo el mundo, capturando más de 2 millones de toneladas de pescado al año valoradas en más de $ 3 mil millones, según Oceana.

Lamentablemente, este tesoro de biodiversidad y fuente inagotable de nutrición está en problemas. Décadas de sobrepesca, destrucción del hábitat y el cambio climático han diezmado esta riqueza, afectando a los ecosistemas y pescadores locales. El mes pasado, dos diferentes periódicos filipinos publicaron artículos sobre hasta qué punto estas pesquerías están sufriendo y están sobreexplotadas, principalmente de la sobrepesca y la pesca ilegal.

El Manila Bulletin informó que el 75 por ciento de las zonas de pesca filipinas están sobreexplotadas, un número que Oceana ha subrayado continuamente desde su lanzamiento en Filipinas en noviembre pasado. El Manila Bulletin atribuye la sobrepesca a la pesca ilegal, no regulada y no declarada (INDNR, por sus siglas en inglés), en su mayoría de grandes empresas pesqueras.

pescadores tradicionales filipinos

Además, la Agencia de Noticias de Filipinas informó sobre un nuevo estudio que encontró que las capturas de peces se han reducido en Negros, la tercera isla más grande de Filipinas y el hogar de más de 4 millones de personas. Negros es una región muy pobre, y más de la mitad de sus habitantes - como el resto de los filipinos - dependen para su sustento de la generosidad de la mar. De hecho, informa el artículo, el pescado es la única sustancia que los negrenses no importan - por lo que una disminución de las capturas de pescado podría tener efectos devastadores para ellos. El documento también se centró en que el cambio climático agrava los descensos en los recursos pesqueros.

"Al igual que en Negros, todos los filipinos dependen de las aguas saludables de Filipinas para alimentar a sus familias", dice la vicepresidente de Oceana Filipinas, Lcda. Gloria "Golly" Estenzo Ramos. "El patrón de la sobrepesca y la pesca ilegal que ha diezmado la abundancia y diversidad de las aguas filipinas simplemente no puede continuar a este ritmo, si queremos seguir alimentando a los filipinos con este recurso".

Es por eso que "Save the Oceans, Feed the World (Salvar los Océanos, Alimentar al Mundo)", una campaña de trabajo de Oceana en las Filipinas que tiene como objetivo restaurar las poblaciones de peces y al mismo tiempo el suministro de alimentos en el futuro, es tan importante y oportuna.

biodiversidad marina en Filipinas

Desde su lanzamiento en Filipinas en noviembre pasado, Oceana ha ganado varios hitos importantes en su trabajo de campaña. A principios de este año, se convirtieron en ley las enmiendas al Código de Pesca de Filipinas. Las modificaciones tienen grandes pasos para tomar enérgicas medidas contra la pesca INDNR, incluyendo el aumento de penas para los violadores de pesca comercial y cazadores furtivos, así como requerir cámaras de vigilancia en todos los buques comerciales. Y, la primavera pasada, la Corte Suprema de Filipinas emitió un fallo histórico, apoyado y trabajado anteriormente por la Lcda. Gloria Estenzo Ramos, que prohibió la extracción de petróleo y gas de las ricas y únicas aguas del paisaje marino del Tañon Strait.

"Hemos hecho un progreso considerable en el último año en el trabajo para acabar con la pesca ilegal, proteger el hábitat y realizar operaciones de pesca más sostenible", dice Ramos, "pero como destacan estos artículos de prensa, aún queda mucho trabajo por hacer. Oceana continúa trabajando tanto con la pesca local como comercial para asegurar que Filipinas siga siendo una nación pesquera líder y punto caliente de biodiversidad".

Clic aquí para aprender más sobre el trabajo de Oceana en las Filipinas y su campaña Save the Oceans, Feed the World.