updated 1:27 PM CET, Dec 5, 2016

Rescatan con helicóptero a pasajeros del barco ruso atrapado en la Antártida

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

rescate en helicóptero de los pasajeros del Academic Shokalskiy

Actualización 3 de enero de 2013: ¿Un nuevo rescate a la vista? (ver más abajo)

Finalmente ha llegando a su fin la saga de los pasajeros a bordo del Akademik Shokalskiy

Está en marcha una misión de rescate de los científicos, turistas y periodistas del barco atrapado en el hielo de la Antártida.

Un helicóptero enviado desde el rompehielos chino Xue Long aterrizó el jueves por la tarde junto el buque varado Akademik Shokalskiy y fue evacuado el primer grupo de pasajeros poco después de las 20:00 hora local (las 7 GMT). Los pasajeros iban a ser evacuados en cinco grupos, con dos nuevos vuelos que recogerían su equipaje.

Sobre las 8.30 GMT, el segundo grupo de pasajeros había sido trasladado con éxito en helicóptero y el aparato había vuelto a recoger al tercero.

rescate con el helicóptero del rompehielos chino Xue Long

En un cambio de planes, los pasajeros no se transportaron al Xue Long, sino a un témpano de hielo cerca del rompehielos Aurora Australis, que intentó sin éxito abrirse paso hacia la nave atrapada a principios de esta semana.

El líder de la expedición, Chris Turney, tuiteó el jueves por la tarde que los pasajeros estaban en el helicóptero "100% alegres", después que hubiese sido cancelada la misión de rescate del día anterior.

Fotos de Laurence Topham, de The Guardian, que está en el Akademik Shokalskiy, muestran cómo aterrizaba el helicóptero de la nave china Xue Long en un helipuerto improvisado marcado cerca de la nave varada.

Más tarde Turney envió otro tweet agradeciendo a todos por su ayuda.

Para el jueves había sido planeado un rescate en dos etapas de los 52 pasajeros con un helicóptero desde el Akademik Shokalskiy al Xue Long antes de su traslado a otro buque, el Aurora Australis, en una ventana de 36 horas de buen tiempo.

Pero el hielo marino impedía al rompehielos Aurora Australis, donde en última instancia serían transferidos los pasajeros, poder acercarse al Xue Long.

distancia entre los rompehielos Aurora Australis y Xue Long

La Autoridad de Seguridad Marítima de Australia (AMSA) emitió un comunicado a las 12.45 horas del jueves diciendo que la opción más segura era hacer la misión de rescate en una operación.

"AMSA entiende que las actuales condiciones del hielo marino impiden al rompehielos Aurora Australis llegar al barco chino Xue Long (Dragón de la Nieve) y puede que hoy no sea posible un rescate", dijo una portavoz.

El Aurora Australis visto desde el helicóptero chino

"El helicóptero del Xue Long es incapaz de aterrizar en el Aurora Australis debido a restricciones de capacidad de carga. En este momento no es seguro que el helicóptero aterrice junto al Aurora Australis.

"La opción preferida y más segura en esta etapa es transferir en última instancia a los pasajeros al Aurora Australis".

rescate en helicóptero de los pasajeros del Academic Shokalskiy

rescate en helicóptero de los pasajeros del Academic Shokalskiy

El periodista de The Guardian Alok Jha, quien está en el Akademik Shokalskiy, dijo anteriormente que el estado de ánimo era cansado pero optimista y la gente se había mantenido ocupada.

"Si hay alguien enojado o molesto no he visto a ninguno", dijo en un correo electrónico.

"Me imagino que algunas personas han tenido momentos privados de ansiedad o frustración, pero no ha habido sensación de amenaza o ningún tipo de preocupación por el peligro. Nadie parece asustado".

El Akademik Shokalskiy quedó atascado en una gruesa capa de hielo la víspera de Navidad y el Aurora Australis y Xue Long, que son los dos rompehielos, tuvieron que abandonar los intentos de llegar a la nave atrapada.

También fue descartado un intento para evacuar a los pasajeros en helicóptero en el Día de Año Nuevo a causa de las fuertes lluvias, los fuertes vientos y las nubes.

Actualización 3 de enero de 2013

El rompehielos chino Xue Long también queda atrapado en el hielo

El rescate de los pasajeros a bordo del buque de investigación Akademik Shokalskiy, bloqueado por el hielo en la Antártida, tomó otro dramático giro hoy viernes, después de que un rompehielos chino involucrado en el rescate quedó atrapado en el grueso hielo marino.

El barco, Xue Long - o Dragón de la Nieve - informó que tal vez tenga que ser rescatado de los témpanos de hielo frente a la costa de la Antártida, donde 24 horas antes su tripulación había ayudado a los pasajeros del Shokalskiy.

El rompehielos chino, que cuenta con más de 100 personas a bordo, intentará romper a través del denso paquete hielo hacia mar abierto en la mañana del sábado. Si eso no funciona, el barco de 15.000 toneladas podría necesitar rescate por un buque más poderoso.

El desarrollo plantea la posibilidad de que el Aurora Australis, que tiene a bordo 52 científicos, periodistas y turistas que el jueves fueron exitosamente evacuados del Akademic Shokalski, podría volver a escena para rescatar al Xue Long.

el rompehielos chino Xue Long atrapado por el hielo

"Es terrible saber que el Xue Long está atrapado en el hielo, dijo Chris Turney, el líder de la expedición, quien es científico del clima en la Universidad de Nueva Gales del Sur. "Gracias a los valientes esfuerzos del capitán y sus hombres, que han hecho un increíble esfuerzo para ayudarnos a conseguir la seguridad - todos les debemos una deuda enorme. Esperamos que puedan salir pronto".

La última complicación en la misión del dramático rescate de 10 días llegó cuando los pasajeros liberados del Shokalskiy pasaron su primer día a bordo del rompehielos australiano Aurora Australis.

Al Aurora Australis, que está transportando a la gente de la expedición a Tasmania , se le ha dicho que esté preparado para dar la vuelta para ayudar a liberar el Xue Long.

Tracey Rogers, ecólogo marino de la Universidad de Nueva Gales del Sur y parte del grupo rescatado por el Xue Long, dijo que era importante para su barco quedarse en la zona para ayudar. Fue el helicóptero del Xue Long quien puso a los pasajeros a salvo.

Rogers dijo: "Tenemos que permanecer cerca, porque hay más de 100 personas en esa nave. Como parte del trabajo en la Antártida todos cuidamos el uno al otro. La Antártida es un lugar de paz y de ciencia y la gente se busca el uno al otro... Estos chicos miraron por nosotros, es nuestro turno de estar ahí para ellos. La parte triste es que, porque fueron tan extremadamente profesionales, ágiles y rápidos en nuestro rescate, no tuvimos la oportunidad de darles las gracias adecuadamente".

Rogers pasó sus primeras 24 horas en su nuevo ambiente recogiendo mensajes y dibujos de agradecimiento de sus compañeros evacuados, que se tiene previsto enviar a las tripulaciones del Xue Long y el Shokalskiy.

"Es una cosa orgánica sencilla que hemos reunido. No podemos llegar a ellos físicamente, pero podemos realizar algo en un ordenador, es algo que es un poco más personal para poder decir gracias. Sobre todo al capitán del Xue Long, porque fue su elección de quedarse y ayudarnos. Jianzhong Wang es un héroe real".

La Aurora continuaba el viernes ruta a Tasmania, pero esperaba más instrucciones sobre si se debe volver al Xue Long, que se cree que está a alrededor de 40 millas náuticas de distancia.

Otra opción es que el Xue Long espere cerca de 10 días para que llegue un rompehielos estadounidense a la zona, en Cape de la Motte, en la Antártida, y tratar de liberar a la nave.

Actualización domingo 5 de enero de 2014

Rescate Antártico: ahora buque EE.UU. en camino para rescatar a los dos buques atrapados

El Polar Star deja Sydney para ayudar a liberar el Akademik Shokalskiy y la nave china Xue Long que rescataron a sus pasajeros

Un rompehielos estadounidense está en camino de Sydney a la Antártida para liberar a dos barcos atrapados en el hielo, en la última etapa de una enrevesada misión de rescate.

Veinte y dos tripulantes permanecen a bordo del barco ruso Akademik Shokalskiy, que quedaron atrapados después de una tormenta de nieve que empujó al hielo marino alrededor de la nave y se congeló en su lugar en la víspera de Navidad.

Los 52 científicos y turistas a bordo del buque de investigación fueron transportados por aire a un lugar seguro la semana pasada, gracias al helicóptero desde el rompehielos chino Xue Long.

Los pasajeros están a bordo de la nave de la División Antártica Australiana Aurora Australis en su camino a la base antártica de Australia Casey Station y luego a Tasmania.

Pero poco después del rescate el rompehielos chino, con 101 tripulantes, también quedó atrapado en el grueso hielo.

La Autoridad de Seguridad Marítima Australiana (AMSA), dijo el domingo que el rompehielos de la Guardia Costera de EE.UU. Polar Star estaba ahora en camino para ayudar.

El Polar Star ha estado en camino desde Seattle a la Antártida desde el 3 de diciembre con un plan para abrir un canal de navegación navegable en la región.

Una portavoz de Amsa dijo que pospondría este trabajo para ayudar a los dos barcos atrapados. El rompehielos debe dejar Sydney hoy domingo.

Tomará cerca de siete días para que el Polar Star, con una tripulación de 140 personas, llegue a la bahía Commonwealth.

"La Guardia Costera de EE.UU. está dispuesta a responder a la petición de Australia", dijo el comandante del área de la Guardia Costera del Pacífico vicealmirante Paul Zukunft.

El principal suboficial de la Guardia Costera, Allyson Conroy, dijo que se esperaba que la Polar Star llegue a la escena el 12 de enero y le llevará de dos a tres días para completar su misión.

"Ir a la Antártida es un reto en sí mismo. Usted tiene el tiempo y usted tiene el hielo", dijo Conroy en una entrevista telefónica con Reuters. "Pero nuestras tripulaciones están muy bien entrenadas y esperamos tener éxito en esta misión".

La portavoz dijo que la nave de EE.UU. tiene mayor capacidad que los buques rusos y chinos.

"Puede romper el hielo de más de seis metros de espesor, mientras que los barcos pueden romper sólo un metro de hielo", dijo el domingo a la Australian Associated Press.

Actualización 7 de enero de 2014:

Los buques atrapados en la Antártida logran liberarse del hielo