Sólo duerme una mitad del cerebro de los delfines

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 
Sólo duerme una mitad del cerebro de los delfines - 5.0 out of 5 based on 2 votes

delfines durmiendo

En las primeras semanas de vida de un bebé delfín la mamá no puede dejar de nadar

Has oído hablar de "dormir con un ojo abierto". Así es como duermen los delfines: un lado de su cerebro permanece despierto y el ojo opuesto permanece abierto para observar el peligro y ascender a la superficie para respirar. Mientras tanto, la otra mitad del cerebro duerme y el ojo opuesto está cerrado. Después de aproximadamente dos horas, los lados cambian para que todo el cerebro descanse. Este tipo de sueño del delfín se llama sesteo (cat-napping en inglés).

Durante las largas horas de sueño inconsciente de los humanos, no somos conscientes de lo que nos rodea y respiramos automáticamente. Los delfines tienen un sistema de respiración voluntario, por lo que para respirar deben mantener parte de su cerebro alerta. Para evitar ahogarse, también tienen que controlar su orificio nasal, una solapa de piel que se abre y se cierra para respirar y hacer sonidos.

Los delfines duermen descansando en el agua, ya sea vertical u horizontalmente, o mientras nadan lentamente junto a otro delfín. También tienen períodos de sueño profundo mientras flotan en la superficie del agua como un tronco. Esto se conoce como letargo (logging en inglés).

La respiración humana normal es de aproximadamente 12 a 20 respiraciones por minuto. Cada aliento de delfín es más grande que el nuestro y sus glóbulos rojos transportan más oxígeno, por lo que no necesitan respirar con tanta frecuencia. Los delfines de nariz de botella, por ejemplo, pueden permanecer bajo el agua por hasta 10 minutos.

Las crías o los delfines jóvenes comen y duermen mientras sus madres los "cargan" directamente detrás en su corriente, también conocida como estela, que mueve al juvenil a la misma velocidad que la madre, lo que requiere menos energía de la cría. La mamá no puede dejar de nadar las primeras semanas de vida de un bebé delfín, de lo contrario se hundiría y ahogaría porque no tiene suficiente grasa corporal para flotar. Lo bueno es que mamá es capaz de dormir en movimiento.

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero muchas menos lo están pagando. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a pagar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar