Tocar la flauta hace que los delfines socialicen más con los humanos

delfines reaccionan al sonido de la flauta

Algunos grupos de indígenas australianos usaban música y sonido para comunicarse con los delfines

¿Quieres aumentar tus posibilidades de avistar delfines? Tocar la flauta puede ser tu mejor opción.

Un grupo de músicos de la Universidad Nacional de Australia (ANU) ha estado experimentando con instrumentos musicales y sonidos que provocan una reacción en los delfines nariz de botella.

"A través de quizás 25 años de experiencia, siempre noto que si quieres un buen encuentro con los delfines, cantas o tocas un instrumento", dice Olivia de Bergerac, una consultora con sede en Sydney que participó en la expedición. "Pero esta es la primera vez que lo hacemos científicamente".

En diciembre, De Bergerac y los músicos de la ANU se embarcaron en un bote desde Port Stephens, en Nueva Gales del Sur, y dieron un concierto a los delfines. Tocaron la flauta, el flautín y la flauta de pico de madera india, junto con un poco de canto de soprano. Un hidrófono en la base del bote registró las respuestas de la manada de delfines.

La flautista Sally Walker, profesora de la ANU, dice que ella y de Bergerac habían estado pensando en probar esto durante más de una década. "Con la desgracia o la fortuna de que mis conciertos se cancelaran el año pasado y la mayor parte del año anterior con la COVID, hubo tiempo para hacer esto", dice Walker. "Y, por supuesto, fue una experiencia de concierto completamente segura con la COVID porque estaba tocando al aire libre y con mamíferos marinos".

Walker dice que la música que amaba, en lugar de la música "técnicamente deslumbrante", fue lo que llamó la atención de los delfines. "Traté de tocar mi música favorita, que es Bach, toqué algo de Telemann, algo de Vivaldi. Realmente respondieron a Bach, me di cuenta", dice Walker.

Cuando Walker probó Pan and the Birds, del compositor francés Jules Moquet, la manada decidió seguir al barco.

"Esta es una manada de delfines nariz de botella que normalmente pertenecen a la bahía de Port Stephens, y nos siguieron mar adentro. Y luego detuvimos el bote y les mostramos ese movimiento, […] y en realidad llegaron directamente al bote", dice Walker.

"Fue mágico, porque nos siguieron y, por lo general, no se comportan así", dice de Bergerac.

De Bergerac dice que algunos grupos de indígenas australianos usaban música y sonido para comunicarse con los delfines. Hay una larga historia de pesca cooperativa entre algunos aborígenes australianos y delfines en el este de Australia.

"Así que no es nuevo, pero es la primera vez que estudiamos en una universidad la flauta y la respuesta de los delfines".

Los delfines pueden escuchar una gama de sonidos mucho más amplia que los humanos, particularmente en frecuencias más altas.

"También es una forma de escanear cosas. El sonido rebota y obtienen un holograma en su melón, en su frente", dice de Bergerac. El melón es una masa de tejido que ayuda a la ecolocalización.

Walker dice que si bien los delfines fueron una gran ayuda, tocar la flauta en un bote no es una tarea fácil.

"Había dos problemas principales. La primera es que la sal corroe mucho la plata muy, mucho. Así que no me atreví a tocar mi flauta profesional en el barco. Estaba tocando una flauta modelo de estudiante que no estaba realmente en muy buenas condiciones, por lo que si se dañaba de alguna manera, no pasaba nada".

El segundo problema era la fuerza del viento, siempre un riesgo al aire libre, pero mayor en los barcos.

"El viento puede soplar en un ángulo en el que realmente está soplando en tu flauta", dice Walker. "Y eso suena muy raro, siento que el sonido me golpea en la cara. […] Creo que no hay solución para eso porque no puedo controlar los vientos".

Los músicos están planeando otro viaje en barco en abril, cuando intentarán escuchar el coro de delfines sobre el hidrófono mientras tocan.

"La próxima vez que salgamos, Sally tocará, pero escuchará los sonidos de los delfines y tendrá una pequeña sesión de improvisación con ellos", dice de Bergerac.

"Eso abre todo tipo de áreas interesantes", dice Walker.

Etiquetas: DelfínFlautaMúsicaSocializarHumano

Ya que estás aquí...

... tenemos un pequeño favor que pedirte. Más personas que nunca están leyendo Vista al Mar pero su lectura es gratuita. Y los ingresos por publicidad en los medios están cayendo rápidamente. Así que puedes ver por qué necesitamos pedir tu ayuda. El periodismo divulgador independiente de Vista al Mar toma mucho tiempo, dinero y trabajo duro para producir contenidos. Pero lo hacemos porque creemos que nuestra perspectiva es importante, y porque también podría ser tu perspectiva.

Si todo el que lee nuestros artículos, que le gustan, ayudase a colaborar por ello, nuestro futuro sería mucho más seguro. Gracias.

Hacer una donación a Vista al Mar

Boletín de suscripción

Creemos que el gran periodismo tiene el poder de hacer que la vida de cada lector sea más rica y satisfactoria, y que toda la sociedad sea más fuerte y más justa.

Recibe gratis nuevos artículos por email: