invasión de osos polares

En Rusia están catalogados como una especie en peligro de extinción y está prohibida su caza

Un archipiélago ruso del Ártico declaró el sábado una situación de emergencia por una "invasión" de docenas de agresivos osos polares que han ingresado a hogares y edificios públicos.

El archipiélago de Novaya Zemlya, en el noreste de Rusia, que tiene una población de alrededor de 3.000 habitantes, ha pedido ayuda para hacer frente a "una invasión masiva de osos polares en áreas habitadas", dijeron en un comunicado las autoridades regionales.

Las autoridades rusas han negado hasta ahora el permiso para disparar a los osos, pero han enviado una comisión para investigar la situación y no han descartado un sacrificio.

Los osos polares se ven afectados por el calentamiento global debido al derretimiento del hielo ártico, lo que les obliga a pasar más tiempo en tierra donde compiten por los alimentos.

En Rusia están catalogados como una especie en peligro de extinción y está prohibida su caza.

Rusia tiene tropas de la fuerza aérea y de defensa aérea basadas en Novaya Zemlya.

Desde diciembre 52 osos polares han visitado regularmente el asentamiento principal del archipiélago, Belushya Guba, y algunos muestran "comportamiento agresivo", dijo el funcionario local Alexander Minayev en un informe a las autoridades regionales.

Esto incluyó "ataques a personas y el ingreso a viviendas residenciales y edificios públicos", dijo Minayev, el subjefe de la administración local.

invasión de osos polares dentro de casa"Hay constantemente entre 6 y 10 osos dentro del asentamiento. La gente tiene miedo, tiene miedo de abandonar sus hogares... los padres tienen miedo de dejar que sus hijos vayan a las escuelas y guarderías", dijo.

El jefe de la administración local, Zhigansha Musin, dijo que el número de osos polares no tenía precedentes.

"He estado en Novaya Zemlya desde 1983 y nunca hubo una invasión masiva de osos polares", dijo a los funcionarios regionales.

Los osos están constantemente dentro de una guarnición militar y "literalmente persiguen a las personas", dijo, además de entrar en las entradas de bloques de viviendas.

Los funcionarios locales se quejaron de que las medidas para ahuyentar a los osos polares, como las patrullas de vehículos y perros, no han sido eficaces, ya que los osos polares se sienten seguros y ya no reaccionan.

invasión de osos polares en Rusia

La agencia federal de recursos ambientales se ha negado a emitir licencias para disparar a los osos más agresivos.

Un grupo de trabajo de funcionarios regionales y federales visitará el archipiélago para evaluar la situación y las medidas adoptadas hasta el momento.

Las autoridades regionales de Arkhangelsk, que supervisan a Novaya Zemlya, dijeron que si todo lo demás fallaba, "disparar a los animales podría ser la única medida violenta posible".

En enero un funcionario del ministerio de defensa dijo que cientos de edificios militares en desuso habían sido demolidos en Novaya Zemlya porque los osos polares se estaban asentando en su interior.

Etiquetas: InvasiónOso polarRusia
 
Recibe gratis nuevos artículos por email:

National Geographic
Inicia sesión para suscribirte en Youtube

Adivinas ¿qué es?

Foto oculta